RUTAS ORNITOLÓGICAS. FOTOGRAFÍA – HIDES

(Fotografía y observación de fauna mediante la estrategia de esconderse) HIDE.

Para la fotografía de fauna silvestre, principalmente de aves, la utilización de la técnica de esconderse y la preparación de escenarios, en los que se persiguen fondos y/o una iluminación deseada, son quizás las estrategias más empleadas.

Se utiliza el término inglés de Hide para denominar las  estructuras utilizadas para ocultarse y conseguir unas imágenes que la simple presencia humana dificulta en gran medida, por tratarse de especies discretas o recelosas. Existe multitud de posibilidades y modelos empleados para este propósito. En principio la finalidad del Hide es camuflar o al menos ocultarnos, pero lo ideal, es que consigan una inmersión críptica en el entorno que se sitúen.  Con esta idea la coloración y el material utilizado para su elaboración deberá  ser lo más homogéneo con el medio en que se ubique. Tendremos en cuenta que tampoco deberemos ocasionar daños en la vegetación y evitar  otras transformaciones irrespetuosas con la naturaleza de la zona. Deberemos de actuar con una gran dosis de sentido común tanto a la hora de construir nuestro Hide como a la hora de conseguir las fotografías de las especies elegidas. Siguiendo este principio  evitaremos los materiales que por ejemplo sean demasiado brillantes, que reflejen la luz solar o produzcan un ruido poco natural cuando sean agitados por el viento. Las construcciones más altas son también las que provocan mayor desconfianza. Es muy común, la utilización de los denominados tumbing-hides en los que el individuo se encuentra camuflado mientras está tumbado en el suelo. Existen también hidrohides para los medios acuáticos y cualquier variante que seamos capaces de imaginar. Como ya hemos señalado el sentido común nos lleva conseguir por ejemplo, ropa y habitáculos interiores oscuros para evitar ser detectados en situaciones de contraluz.

hide

Existe gran variedad de Hides que podemos construir o incluso comprar. Los encontramos en las secciones de caza de muchas tiendas especializadas o deportivas. En realidad el principio es semejante a la técnica de acecho empleada en cacerías, existiendo por ejemplo sillas hides de reducido peso que puede ser transportadas a lugares más alejados de vías, caminos o carreteras. Se comercializan diferentes puestos de caza, incluso tiendas de campaña que pueden ser utilizados o adaptados para nuestras fotografías.  También se pueden fabricar artesanalmente con madera, metal o aluminio y recubrir con una o varias telas opacas de camuflaje, verde o marrón y luego disimularlo con ramas secas u otros elementos naturales, sin dañar el entorno.

Los Hides son una parte importante para fotografiar a numerosas especies aunque también lo es la utilización de bebederos y comederos en escenarios con posaderos adecuados que consigan un ambiente natural y agradable para nuestra fotografía. LA siguiente fotofrafía muestra el acondicionamiento del bebedero, posadero y comedero.

escenario en elaboración

Tampoco debemos olvidar que la ubicación de un Hide requiere que solicitemos un permiso, bien a los gestores del paraje, a instituciones medioambientales y/o al propietario del terreno en el que pretendamos situarlo. En ocasiones tendremos que exponer nuestras intenciones y dar a conocer nuestro respeto a medio y a las especies que pretendemos fotografiar.

El éxito va a depender en gran medida de nuestro conocimiento de la naturaleza y de la ecología de las especies que pretendamos fotografiar, también depende de nuestra paciencia, discreción y perseverancia y en ocasiones del factor suerte que  nos lleva a conseguir algunas fotos, contra todo pronóstico, en situaciones aparentemente adversas.

Os dejo algunas fotos de un Hide en construcción antes de ser recubierto con ramas secas y de un escenario también en elaboración.  Una foto de un petirrojo realizado desde el citado hide.

Una muestra de los resultados.

petirrojo

Artículo e imágenes: Huberto García Peña